Por MDO/E.P.

La Comunidad de la capital de España ha elevado este martes a cuarenta y siete los casos confirmados de viruela del mono o viruela símica tras las pruebas PCR efectuadas por el laboratorio del Centro Nacional de Microbiología del Instituto de Salud Carlos III.

Además de esto, otros veinte sospechosos de esta enfermedad viral zoonótica están a la espera de resultados y en otros veintiocho casos los resultados han dado negativo y, por ende se descartan, conforme han informado fuentes de la Consejería de Sanidad.

El ISCIII está empleando métodos de detección molecular a través de PCR en tiempo real (tecnología múltiplex de extenso fantasma), más secuenciación genética del fragmento amplificado para hacer confirmación al cien por ciento. La PCR deja un diagnóstico diferencial de la familia de orthopoxvirus (hay cuatro tipos), y después la secuenciación deja determinar si es o no viruela del mono.

La zona prosigue a la cabeza en el número de contagios por ‘monkeypox’ en España y en Europa. El Centro Europeo para el Control y la Prevención de Enfermedades tiene registrados hasta el instante casos de viruela del mono en 8 países europeos: Bélgica, Francia, Alemania, Italia, Países Bajos, Portugal, España y Suecia. En este país, se estudian casos en 8 Comunidades Autónomas.

La Dirección General de Salud Pública de la Consejería de Sanidad prosigue con las tareas de vigilancia epidemiológica y trata de llegar al ‘paciente cero’ para la ubicación y control de de la transmisión. En el caso de la Comunidad de la capital española, todos y cada uno de los casos positivos son hombres jóvenes que han mantenido relaciones íntimas con otros hombres.

Conforme los primeros rastros, los casos de la capital de España están relacionados con múltiples cadenas de transmisión, una de las que estaría relacionado con una sauna de la capital que ha sido cerrada de forma precautoria.

Además, la Comunidad sigue estudiando si hay casos relacionados con la celebración del Maspalomas Price dos mil veintidos, festejado en Gran Canaria entre el cinco y el quince de mayo, un acontecimiento tumultuario que a lo largo de su último fin de semana reunió a más a más de ochenta personas provenientes de múltiples países, entre ellos R. Unido o Italia.

La Comunidad de la villa de Madrid advirtió los primeros 8 casos positivos tras la alarma de R. Unido el pasado quince de mayo por la detección de los primeros casos de viruela del mono. El periodo de incubación (intervalo entre la infección y la aparición de los síntomas) de la viruela símica acostumbra a ser de seis a dieciseis días, si bien puede cambiar entre cinco y veintiuno días.

Además de esto, acostumbra a ser una enfermedad autolimitada con síntomas que duran de catorce a veintiuno días. Los casos graves se generan con una mayor frecuencia entre los pequeños y su evolución depende del grado de exposición al virus, el estado de salud del paciente y la gravedad de las dificultades.

Conforme la OMS (OMS), la tasa de letalidad ha variado mucho en las diferentes epidemias, mas ha sido inferior al diez por ciento en los acontecimientos documentados.