Pasos para llevar a cabo un divorcio de mutuo acuerdo en Madrid

La Ley es una manera de regulación para la sociedad que se ha implementado a gran escala y que, actualmente, incide en todos los aspectos sociales. En este sentido, es necesario conocer tanto los derechos como los deberes legales para no incurrir en delito ni dejarse engañar por otra persona.

Contrariamente a lo que se piensa, un abogado en Madrid no es solo un profesional que se encarga de problemas penales o civiles que deban ir al juzgado. Sin embargo, un abogado es un profesional del derecho y la ley que puede ayudar en muchos aspectos de la vida, llevando un caso o dando asesoramiento sobre lo que se debe hacer. 

Es por este motivo que al llevar a cabo un divorcio es fundamental contar con un abogado en Madrid especialista en el campo que pueda asesorar a una o ambas partes sobre el proceso.

Buscar asesoramiento legal en Madrid

Se debe tener en cuenta que para cualquier trámite legal se hace necesario contar con la asesoría adecuada de un abogado. Es por ello, que el primer paso para obtener un divorcio exitoso es contratar a un abogado en Madrid.

Es necesario que el letrado posea una buena especialización en su área y que trabaje en conjunto con otro grupo de expertos abogados de diferentes materias puede asegurar que se cuente con todo el apoyo necesario para cualquier eventualidad que se presente en el proceso.

Temas como el derecho penal, divorcios y separaciones, herencias, negligencias médicas y derechos del consumidor son especialidades complejas para lo que se debe contar con un equipo de trabajo serio.

Esta asesoría es una de las mejores que puedes encontrar en la capital, siendo adecuada para permitir que se realicen acuerdos convenientes para ambas partes, para la correcta redacción de un acuerdo regulador.

Aspectos del convenio regulador

El siguiente paso es la negociación en cuanto al convenio regulador. Este debe ser correcto para ambas parte y abordar aspectos que conciernen a los relativo a la custodia y visitas programadas de los hijos menores de edad, la vivienda familiar, pensión alimenticia, entre otros puntos importantes para poder tener todo cubierto una vez terminado el matrimonio.

Es importante señalar que este tipo de negociación se puede hacer mediante un abogado o directamente entre los afectados.

Solicitar certificados

Una parte fundamental del proceso es tener a mano el certificado de matrimonio, así como el certificado de nacimiento de cada uno de los hijos de la pareja. Esta solicitud se puede realizar en tres modalidades: presencial, vía fax o por Internet, siendo elección de cada persona el medio que prefiera.

Además, es un proceso gratuito y solo se necesitará el libro de familia o la fecha y lugar del matrimonio o del nacimiento en cada caso.

Poder notarial o apoderamiento apud acta

En este paso, las partes deberán otorgar a un abogado o procurador un poder para que los represente. Se presentan dos tipos de ellos: el que se otorga ante un Notario y el que se realiza con un oficial del juzgado.

El primero es un poder notarial, mientras que el segundo se refiere a un apoderamiento apud acta.

Presentación de la demanda

Junto con el convenio regulador y las actas de matrimonio y nacimiento, se presenta la demanda del divorcio, la cual es consignada por el abogado o procurador que represente a cada parte.

Una vez en el poder del juzgado, es evaluada y se fija una fecha de presentación para las partes, a fin de dar fe de todo lo establecido, antes de emitir un acta de disolución matrimonial y notificar al Registro Civil.El entorno legal puede ser un poco intimidante para personas que no se encuentran acostumbradas a él. Esto ocasiona que, en conclusión, se deba, utilizar servicios profesionales aún cuando el proceso de divorcio sea de mutuo acuerdo entre las partes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *