Mercadona, compañía de supermercados físicos y de venta on-line, fortalece su Modelo Responsable a lo largo de la situación inusual que vive el país causada por el Covid-diecinueve, y dona once y novecientos kilogramos de productos de primera necesidad al Banco de Comestibles de la capital de España. Concretamente, ha donado cuarenta palets de caldo de pollo.

Iván Díaz, responsable de Relaciones Externas de Mercadona en la Comunidad de la capital de España, resalta que: “La compañía, en su firme compromiso de estar a la vera de los colectivos más desfavorecidos, acentúa su Modelo Responsable cooperando con los bancos de comestibles y comedores sociales de la Comunidad de la capital española, en donde donó ochocientos setenta toneladas de comestibles en dos mil veinte. La situación de excepcionalidad que vivimos es muy variable y requiere por nuestra parte agilidad en nuestras resoluciones y planteamientos, con un solo objetivo: hacer lo que haga falta para dar contestación a las demandas de las personas más necesitadas en esta situación de excepcional dificultad que estamos viviendo”.

Por otra parte, Gema Escrivá, Directiva General del Banco de Comestibles de la villa de Madrid, representando a la Fundación Banco de Comestibles de la villa de Madrid, ha querido “agradecer a Mercadona esta donación de once y novecientos kilogramos de producto de primera necesidad, puesto que se trata de un producto de alto valor al poder usarse como plato caliente y además de esto nutritivo que distribuiremos a parte de las ciento noventa personas bajo riesgo de exclusión social, que precisan percibir ayuda alimenticia en la Comunidad de la villa de Madrid y que en la actualidad atendemos”.

Mercadona donó en dos mil veinte un ciento quince por ciento de más de producto con respecto al año precedente, el equivalente a catorce y quinientos carros de la adquisición, mediante la cooperación con más de diecisiete comedores sociales, aparte de Bancos de Comestibles, Cruz Roja o bien Cáritas de toda la zona donde la compañía está presente.

Una política de acción social sustentable integrada en la estrategia de RSE de Mercadona

Uno de los compromisos que Mercadona sostiene con la sociedad es devolver una parte de cuanto recibe de ella. Con esta meta, se desarrolla el Plan de Responsabilidad Social de la compañía, que atiende el componente social y ético mediante diferentes líneas de actuación sustentables que fortalecen su apuesta por el desarrollo compartido.

Al lado de la donación de comestibles, Mercadona coopera con treinta y dos fundaciones y centros ocupacionales en la decoración de sus tiendas con murales de trencadís, elaborados durante más de mil personas con discapacidad intelectual.

Otra línea estratégica del Plan de Responsabilidad Social es la sostenibilidad. Para esto, cuenta con un Sistema de Administración Ambiental propio, basado en los principios de la economía circular y enfocado a la optimización logística, la eficacia energética, la administración de restos, la producción sustentable y la reducción de plástico.

En ese sentido, Mercadona, así como sus distribuidores Totaler, trabaja en la Estrategia seiscientos veinticinco para lograr en dos mil veinticinco un triple objetivo: reducir un veinticinco por ciento de plástico, que todos y cada uno de los envases de este material sean reciclables, y reciclar todo el resto plástico. Además de esto, trabaja en el Proyecto de Distribución Urbana Sustentable y en la mejora de la calidad del aire en nuestras urbes a través de camiones y furgonetas impulsados por tecnologías más limpias y eficaces.

Desde el año dos mil once es asociado del Acuerdo Mundial de Naciones Unidas para la defensa de los valores esenciales en materia de derechos humanos, reglas laborales, medioambiente y lucha contra la corrupción.