Por MDO/E.P.

La Junta de Gobierno que ha aprobado el nuevo contrato para la administración de los espacios de igualdad ‘Lucrecia Pérez’, en el distrito de Fuencarral-El Pardo; ‘Elena Arnedo’, en el de Retiro, y ‘Berta Cáceres’, en Usera. La Red de diecisiete Espacios de Igualdad del Municipio de la capital española prestó ayuda a lo largo del año pasado a ciento diecinueve mil ciento cincuenta y nueve mujeres en todos y cada uno de los campos relacionados con el impacto de la pandemia de coronavirus, ha dado a conocer este jueves la portavoz del Gobierno municipal, Inmaculada Sanz.

Dichos centros están destinados a impulsar la igualdad de ocasiones, proveer de apoyo sicológico, jurídico y profesional a sus usuarias y trabajar en frente de la violencia sexista. Además de esto, treinta y cinco y seiscientos setenta y tres mujeres participaron en tres.620 actividades grupales y se trabajó con quinientos dos entidades distritales.

Su tarea de prevención, detección y reparación en frente de la violencia sexista se efectúa en el marco de las veintiuno medidas para eliminar la violencia contra las mujeres aprobadas en el Pleno del ayuntamiento en dos mil diecinueve, ha recordado Sanz en la conferencia de prensa siguiente a la Junta. Los 3 centros cuyo contrato se ha aprobado el día de hoy han atendido desde dos mil dieciocho hasta julio de dos mil veintiuno a un total de cinco mil ciento diecisiete mujeres y han efectuado mil trescientos cuarenta y siete actividades de sensibilización y dinamización.

El contrato, dividido en 3 lotes pertinentes a cada uno de ellos de los centros, supone un gasto plurianual de uno con seis millones de euros y tiene previsto su comienzo el 1 de febrero de dos mil veintidos (lotes 1 y dos) y el dieciseis de marzo de dos mil veintidos (lote tres), con un plazo de veinticuatro meses prorrogables por otros veinticuatro meses más.

Los espacios de igualdad han reforzado sus servicios de apoyo sicológico, jurídico y profesional a lo largo de la crisis de la COVID-diecinueve y ponen singular atención en las mujeres mayores, las familias monoparentales y las mujeres migrantes en situación de vulnerabilidad. También, trabajan en la prevención, detección y reparación en frente de la violencia sexista en el marco de las veintiuno medidas prioritarias para suprimir la violencia contra las mujeres, aprobadas en dos mil diecinueve por el Pleno del ayuntamiento sin votos en contra.