La Comunidad de la capital española es la zona que ha sufrido el mayor incremento de Índice de Costes de Consumo (IPC), con una subida de 5 décimas respecto a julio de dos mil veinte. No obstante, bajó un 0,5 por ciento en el mes de julio con relación al mes precedente y situó su tasa interanual en el dos con seis por ciento, 5 décimas más, conforme los datos publicados por el INE (Instituto Nacional de Estadística), levanta al que contribuyeron de los costos en residencia y el transporte.

Once son las Comunidades Autónomas que experimentaron un incremento de su IPC este pasado mes de julio con respecto a junio, manteniéndose estable en 2 y reduciendo en 4. Los mayores descensos se registran en Baleares y Asturias (2 décimas menos en las dos).

En lo que va de año, los costes en la Comunidad amontonan un levanta del uno con siete por ciento de media

En la zona madrileña, en términos interanuales, en el mes de julio el transporte (+8,1 por ciento ) lidera las subidas, seguido de la residencia (+7 por ciento ). En el lado opuesto, el ámbito de las comunicaciones (-dos con nueve por ciento ) y del ocio y cultura (-uno con uno por ciento ) registraron los mayores descensos de sus costos.

En comparación mensual respecto a junio, en el mes de julio los costos bajaron sutilmente en residencia (-0,4 por ciento ) y subieron en transporte (+0,8 por ciento ), al tiempo que la caída más acusada se generó en vestido y calzado (-diez por ciento ).

En lo que va de año, los costos en la Comunidad de la villa de Madrid amontonan un levanta del uno con siete por ciento de media. La mayor subida se registra en transporte (+7,5 por ciento ), seguida de residencia (+5,7 por ciento ) y ocio y cultura (+1,35). La mayor contracción en lo que va de año se registra en vestido y calzado (-trece por ciento ).

Datos a nivel nacional

Conforme datos publicados este viernes por el INE (Instituto Nacional de Estadística), a nivel nacional el IPC bajó un 0,8 por ciento en el mes de julio con relación al mes precedente y situó su tasa interanual en dos con nueve por ciento , 2 décimas sobre el mes precedente. Se trata de su tasa más elevada desde febrero de dos mil diecisiete, cuando se ubicaba en el tres por ciento .

Este repunte supone para el IPC anual la séptima tasa positiva consecuentiva y la inflación sigue en niveles ignotos desde hace 4 años.

A la evolución de los costes en el mes de julio ha contribuido, eminentemente, el encarecimiento de los servicios de alojamiento y de los comestibles, y el hecho de que los costes de la telefonía se sostuvieran estables, frente al retroceso que experimentaron en exactamente el mismo mes de dos mil veinte.

En el otro extremo resalta el descenso de costes en el conjunto de residencia, que recortó su tasa anual uno con cinco puntos, hasta el nueve con cuatro por ciento , por la rebaja del Impuesto sobre el Valor Añadido en los costos de la electricidad. En cambio, en el mes de julio del año en curso aumentaron los costos del gas, frente al retroceso que registraron en igual mes de dos mil veinte.

En tasa mensual (julio sobre junio), el IPC bajó un 0,8 por ciento tras 4 meses de incrementos. Se trata del mayor recorte mensual de la inflación desde julio de dos mil veinte, cuando redujo un 0,9 por ciento . A ello asimismo contribuyó el descenso del Impuesto sobre el Valor Añadido en la electricidad, como las rebajas de verano en vestido y calzado.

Por su lado, la inflación latente (sin tener en consideración comestibles no elaborados ni productos energéticos) situó su tasa interanual en el mes de julio en el 0,6 por ciento , 4 décimas más que en el primer mes del verano y dos con tres puntos inferior al índice general.

El Impuesto sobre el Valor Añadido eléctrico y las rebajas de verano

En el contexto de la tasa mensual, el IPC reculó un 0,8 por ciento, su mayor recorte mensual en un año, tras descender los costes de vestido y calzado un doce con cuatro por ciento por las rebajas de verano y reducirse la tasa mensual del conjunto de residencia un 0,8 por ciento por la rebaja del Impuesto sobre el Valor Añadido en la electricidad. Los comestibles, por su lado, recortaron sus costes en el mes un 0,2 por ciento , sobre todo por el abaratamiento de las frutas y de las legumbres y hortalizas.

Al contrario, aumentaron los costes del conjunto de transporte un 0,7 por ciento con respecto a junio debido al encarecimiento de la gasolina, al tiempo que el conjunto de hoteles elevó un 0,5 por ciento sus costes por el mayor costo de los servicios de alojamiento.

Por rúbricas, lo que más se abarató en el mes de julio en comparación con mes de junio fueron las prendas de vestir de pequeño y bebé (-dieciocho con uno por ciento ), la ropa de mujer (-catorce con tres por ciento ), el calzado infantil (-once con cuatro por ciento ) y el calzado femenino (-diez por ciento ). En cambio, lo que más subió de costo con relación al mes precedente fueron los aceites y grasas (+5,6 por ciento ), la carne de ovino (+1,7 por ciento ) y los huevos (+1,6 por ciento ).

En el último año (julio de dos mil veintiuno sobre julio de dos mil veinte), lo que más ha subido de coste han sido los aceites y grasas (+20,4 por ciento ), calefacción iluminado y distribución de agua (+18,8 por ciento ) debido al mayor costo de la electricidad, y el transporte personal (+9,1 por ciento ) a raíz del encarecimiento de las gasolinas.

Por contra, lo que más se ha abaratado desde julio de dos mil veinte son el transporte público interurbano (-tres,1 por ciento ), las comunicaciones (-tres por ciento ) y las frutas en conserva y los frutos secos (-dos con seis por ciento ).

Tasas positivas en todas y cada una de las Comunidades

Por lo general, todas y cada una de las comunidades presentaban tasas interanuales positivas en el mes de julio de dos mil veintiuno. Las tasas más elevadas corresponden a Castilla-La Mácula (tres,6 por ciento ) y Castilla y León y Galicia, las dos con un tres,5 por ciento .

Por el contrario, las comunidades con los repuntes interanuales de costos más moderados son Canarias (uno con ocho por ciento ), la capital española (dos con seis por ciento ) y Murcia y Asturias, las dos con un dos con siete por ciento .