España da un paso más en la desescalada de las medidas precautorias contra la Covid-diecinueve. El Consejo de Ministros aprobará el fin de la obligatoriedad de la mascarilla en interiores para el próximo diecinueve de abril, medida que va a entrar en vigor un día siguiente, el día veinte.

Ha sido la ministra de Sanidad, Carolina Darias, la que ha lanzado la propuesta este miércoles en el Consejo Interterritorial de Salud, que se ha reunido en Toledo. La medida llevaba contemplándose un tiempo, solo que no estaba claro si se realizaría ya antes de Semana Santa o después, como por último va a ser.

«Estimamos que a esta altura de la pandemia, con perfección ya se puede estar en los lugares cerrados sin mascarilla», ha señalado sobre el tema la presidente de la Comunidad de la villa de Madrid, Isabel Díaz Ayuso.

Su uso, eso sí, proseguirá manteniéndose en el transporte público, las viviendas de mayores y los centros sanitarios. La mascarilla en interiores es la última medida no farmacológica que queda actual. Desde el pasado diez de febrero, su uso ya no es obligatorio en exteriores.

la capital española no veía preciso «aguardar más»

De la misma manera que la presidente, el consejero de Sanidad, Enrique Ruiz Escudero, abogaba por retirar lo antes posible la mascarilla en interiores y abrir «ya» el discute.

«No comprendo por qué» debe aguardarse a tras Semana Santa, señalaba este miércoles el máximo responsable de la Sanidad madrileña ya antes de conocerse la nueva, quien ha protegido que la medida ha de ser adoptada lo antes posible. «Pretendemos que la medida se tome ya», ha subrayado.

Ha explicado que la actividad que se observa en el país «ya es de práctica normalidad». «Las medidas cuando ser eficaces y tener un sentido», ha protegido.

Así, ha remarcado que la situación de la pandemia es de «control absoluto» tanto en el nivel epidemiológico como en el asistencial y, en vista de esa realidad, es preciso «avanzar e ir adaptándose a la situación». «Es el instante de tomar esta resolución», ha zanjado.