La ministra de Igualdad, Irene Montero, ha recriminado este lunes a la presidente madrileña, Isabel Díaz Ayuso, la resolución de la Comunidad de la capital de España de «impedir» su visita al Instituto de Educación Secundaria (IES) Gómez Moreno de la capital de España.

«No hay inconveniente sanitario, es un inconveniente con el feminismo», ha explicado en declaraciones a la Cadena Ser recogidas por Europa Press, en las que la titular de Igualdad ha acusado a Ayuso de «engañar» sobre la causa de suspender este acto y ha reafirmado su pretensión de reanudar esta charla con un conjunto de pupilas y profesoras.

En este sentido, ha indicado que la presidente madrileña «ha probado que son unos mentirosos» al ampararse en motivos sanitarios «cuando dice con claridad que prohíben una actividad educativa cuando no les agrada».

El encuentro estaba previsto desde hace semanas y había sido pedido por el propio Centro de educación con ocasión del Día Internacional de la Mujer, conforme han indicado fuentes del Ministerio, quien han remarcado que desde la Consejería de Enrique Ossorio se ha mandado una carta prohibiendo el encuentro ‘por motivos Covid'».

Concretamente, conforme han informado a Europa Press fuentes del gobierno madrileño, se ha anulado el acto para eludir «adoctrinamiento» al comprender que la ministra de Igualdad pretendía hacer «un acto político» y no desea «permitir ningún acontecimiento de adoctrinamiento en centros de educación públicos en horario escolar».

La titular de Igualdad ha censurado asimismo otros ataques al movimiento feminista de este 8M como la vandalización del mural feminista de Urbe Lineal y ha subrayado que «el feminismo ha probado que está más fuerte que jamás, con calles o bien sin ellas».

«La consecuencia de que nos hayan intentado hurtar este día es una consecuencia de que llevemos demasiado tiempo ya con una extrema derecha y unas derechas a nivel institucional diciendo que la violencia