Inspectores van a llamar desde mañana a las viviendas para supervisar los casos

Inspectores van a llamar desde mañana a las viviendas para supervisar los casos

Por MDO/E.P.

Inspectores de la Comunidad de la villa de Madrid van a llamar desde mañana jueves todas las quinientos viviendas de mayores de la zona, públicas, privadas y concertadas, para conocer la situación real de todas y cada una , los casos de coronavirus, las personas apartadas y el número de fallecidos.

El propósito, conforme ha avanzado el consejero de Políticas Sociales, Familias, Igualdad y Natalidad, Alberto Reyero en una entrevista a la cadena Ser recogida por Europa Press, es «poder ser capaces de reaccionar y que no se generen situaciones que cambien de un día para otro en las viviendas y no se pueda reaccionar». De este modo, van a contar con una información cada semana actualizada con datos desde las propias viviendas.

El consejero, que ha dado el pésame a los familiares de los residentes en geriátricos que han fallecido por Covid-diecinueve, ha afirmado que se vive una situación «de mucha urgencia, información y mucho caos». Y ha reconocido que probablemente hubo en fallo de comunicación en la vivienda Monte Bello, donde han fallecido cuando menos diecisiete ancianos, y a los familiares no se les ha dado mucha información.

«Es por desgracia normal que los fallecidos procedan de las viviendas»

Reyero ha subrayado que «le importan mucho las mayores» y que de ahí que «desde el minuto uno tomaron resoluciones atinadas». «Debemos lograr que el virus no entre en esta vivienda, donde hay personas con nosologías y son sensibles a esta enfermedad», ha recordado.

Con respecto al número de fallecidos por coronavirus que amontonan las viviendas, el titular regional de Políticas Sociales ha confirmado que es «la situación que se aproxima, dentro y fuera de la Comunidad de la capital española». «Es el escenario al que nos dirigimos. Si hay cuatrocientos fallecidos, la mayor parte tienen el perfil de nuestros residentes. Es por desgracia normal que el número de fallecidos prevengan de las viviendas y debemos poner todos y cada uno de los medios para resguardarlos, evidentemente», ha dicho.

Alberto Reyero asimismo ha aceptado que faltan equipos de protección individual (EPI) sanitaria en viviendas y geriátricos, «un lamento popular en toda España».

En favor de que se hagan más pruebas a trabajadores y también internos

«Las piden todos y cada uno de los campos, organizaciones y comunidades, por el hecho de que los trabajadores precisan esos EPI para poder seguir trabajando. Lo demandamos en su instante a la Consejería de Sanidad, ahora al Ministerio. Tengo constancia de que todo el planeta hace todo lo que resulta posible a fin de que llegue a las viviendas. En el mercado no hay, mas no tardarán mucho en que lleguen. Sin esos EPI es realmente difícil atender seguramente y contener el contagio. Precisamos esos equipos de forma apremiante y lo estamos demandando por activa y por pasiva», ha reiterado.

Para finalizar, el consejero se ha mostrado partidario de que se hagan poco a poco más pruebas a trabajadores sanitarios y de viviendas y a internos. «Esperemos tengamos test veloces a predisposición para permitir advertir si hay personas contagiadas para poder ver si eso contribuye a frenar la enfermedad. Ha habido países como Corea que optó por esa medida y la cosa ha funcionado bien», mantiene.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *