El Conjunto El Corte Inglés ha alcanzado un pacto para refinanciar su deuda bancaria por un monto agregado máximo de hasta dos mil seiscientos millones de euros. El contrato, que ha sido subscrito con el apoyo de más de veinta financieras nacionales e internacionales, deja al conjunto de distribución prosperar las condiciones que tenía en nuestros días al asegurar una financiación estable, con menor costo y mayores plazos.

En verdad, se deja ampliar los plazos hasta marzo de dos mil veintisiete con la posibilidad de extensión de un año y otro auxiliar, escalonadamente.

El pacto, que establece un monto máximo de dos mil seiscientos millones de euros, supone la refinanciación total del precedente contrato firmado en el mes de febrero de dos mil veinte, al que se agrega un nuevo tramo de seiscientos millones que se destinará a amortizar emisiones en el mercado de capitales. La operación se estructura en un préstamo en un largo plazo de novecientos diecinueve millones de euros y en una línea de crédito de hasta mil ochenta y uno millones.

El pacto de refinanciación incluye asimismo compromisos de sostenibilidad on-line con las estrategias de responsabilidad social corporativa que hace el Conjunto.

El contrato de refinanciación se efectúa con formato de compañía de investment grade, si bien El Corte Inglés aún no lo haya logrado, lo que supone un respaldo a la compañía por la parte de la banca nacional e internacional.

Los bancos con los que se ha alcanzado el pacto de refinanciación son Santander, Banco Bilbao Vizcaya Argentaria, BNP, Caixabank, Unicredit, Sabadell, Crédit Agricole, Kutxabank, Unicaja Bank, Intesa San Paolo, Société Genérale, Deutsche Bank, Bank of America Merrill Lynch, Goldman Sachs, JP Morgan, Ibercaja, Barclays, Citibank, Banco Cooperativo De España, ICBC y Aresbank.