Por MDO/E.P.

El Campus Digital de San Blas, una iniciativa de la Agencia para el Empleo y la Junta Municipal del Distrito de San Blas-Canillejas, acabará en el mes de octubre su primera fase donde se van a abrir las instalaciones deportivas y un parque.

De esta manera lo ha trasladado la vicealcaldesa de la villa de Madrid, Begoña Villacís, donde se hallaba el viejo instituto Santa Marta de Babio, en el distrito de Amposta, hoy en día en desuso y vandalizado, en el que se convertirá este Campus de capacitación, innovación, tecnología y ocio urbano.

«Esto era un orificio negro del distrito, un foco de humillación, que impedía a los vecinos deambular. Este a ser el primer centro TIC de la villa de Madrid, un complejo que contará con instalaciones deportivas como parkour, skate, zonas de patinajes y baloncesto», ha explicado.

De esta forma, el Municipio trabaja con la Comunidad de la capital de España en un acuerdo a fin de que se formen ahí nuevos estudiantes de las tecnologías de la información para «dotarles de una mayor competencia» y eludir «la cota de desempleo juvenil».

Además, va a haber una agencia para la utilización TIC con una oficina de servicio público de empleo y harán un ambiente dedicado a la capacitación TIC y talleres para los menos jóvenes para mitigar «la brecha digital.

Comenzaron con las obras en dos mil diecinueve y la primera fase acabará en el mes de octubre donde se van a abrir las instalaciones deportivas y un parque. Los vecinos, conforme ha trasladado Villacís, precisaban y venían requiriéndolo desde «hace un buen tiempo» pues esta clase de zonas genera «suciedad» y la primera cosa que hay hacer es «dignificar esas zonas».

La futura sede del centro va a contar con 2 plantas con todas y cada una de las medidas de accesibilidad, 7 salas estándar con toda la infraestructura precisa para su adecuación a su nuevo empleo, como la instalación de un rack de comunicaciones, suelos técnicos y cajas de conexiones, proyectores led y pantallas controladas o bien pizarras digitales, aparte de una testera digital compuesta por pantallas led sobre la que se instalará un sistema de cámaras CCTV color de recogida de imágenes en tiempo real, de forma que se facilite la realización de proyectos interactivos.